miércoles, septiembre 18Desata tu Creatividad

“La importancia de desarrollar conciencia corporal en nuestras vidas”

Desde que comencé a desarrollarme como Coach Ontológico Profesional, pude aprender la importancia que juega el cuerpo en nuestras vidas. El cuerpo, la emoción y el lenguaje nos constituye en la clase de observadores que somos, en como “observamos el mundo que nos rodea”.

La rutina diaria, trabajar 9 horas frente a una computadora, las nuevas tecnologías, la globalización, el rol de madres y padres, llegar y prender Netflix para distraernos ocupan una gran parte de nuestro tiempo siendo una excusa para alejarnos de lo importante: “nosotros mismos”.

Priorizar un espacio propio para explorar nuestro potencial interior suena llamativo pero ¿Cuántas veces paramos, al menos, una hora diaria para hacer ejercicios, meditar, caminar o generarnos un momento de bienestar en relación a nuestro cuerpo? La mente, aparece como “protagonista” de nuestra historia y el cuerpo como un apartado distante que no parece querer hacerse cargo de como estamos o como nos sentimos.

¿Será lo mismo habitar un espacio personal ya sea desde la elección de un deporte, asistir a una clase de yoga o adquirir hábitos que nos hagan sentir más saludables y en conexión con nosotros mismos?

Aprender a escuchar lo que el cuerpo nos pide no es tarea fácil, siempre está presente nuestro “pajarito interior” y comenzamos con el taca taca conversacional y, en vez de ocuparnos por lo que nos pasa y necesitamos, nos preocupamos y quedamos atrapados en aquello que nos impide, de alguna manera, llegar a lo que queremos.

Así es como a veces, aparecen los miedos, la baja confianza y la falta de satisfacción se ve reflejada en nuestras acciones. Nuestro pajarito interior empieza a aparecer con mayor frecuencia y parecemos expertos en generarnos conflictos y vivirlos más grandes de lo que realmente suelen ser.

A diferencia de otras especies, los seres humanos tenemos la capacidad de elegir entonces me pregunto: ¿Qué podríamos empezar a decirnos para acallar a nuestro pajarito interior y darnos cuenta de que es hora de hacer algo? Ese empezar a “darnos cuenta” nos sirve para evolucionar.

Quizá se pregunten ¿Qué implica ese darse cuenta?, se trata de distinguir y escuchar, lo que en algunas oportunidades, el cuerpo nos pide como mencionaba algunos párrafos más arriba. Se me vienen a la cabeza algunos ejemplos para compartir como cuando estamos cansados y seguimos, cuando queremos estar solos, cuando queremos acercarnos o alejarnos de alguna persona, abrazarla y podría seguir enumerando un sin fin de situaciones más.

A veces, no nos es posible distinguir situaciones o experiencias que nos brinden bienestar o un aporte diferencial, otras, preferimos descartarlas entonces ni siquiera intentamos probar.

El cuerpo puede ser considerado un vehículo para la acción en el cual a través de él somos en el mundo y por ende, es la forma en la que vamos a relacionarnos y accionar frente a diversas situaciones que se nos presenten. Empezar a conocernos, entender que nos abre o cierra posibilidades es el primer paso para reflexionar acerca de la importancia que tiene el cuerpo en nuestra vida.

Podemos aceptarlo, podemos amarlo pero sobre todo hacer algo con él. Nunca es tarde, te estará esperando para que te permitas redescubrirlo.

“Cuida tu cuerpo, para que tu alma tenga ganas de habitarlo.

Proverbio chino.

Mariela Nudel

Coach Ontológico Profesional

@marienudelcoaching

Please follow and like us:
error

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RSS
Follow by Email
Facebook
Twitter
Ir a la barra de herramientas